7 LUGARES DE LA PROVINCIA QUE NO DEBES DEJAR DE VISITAR EN SEMANA SANTA.


Si la semana pasada hablábamos de algunos de los rincones imprescindibles de nuestra ciudad, hoy le toca el turno a la provincia de Burgos.

Resulta harto dificil hacer una selección de solo 7 lugares, en una provincia que alberga tanto patrimonio artístico y natural, que daría para poder pasar en ella varias semanas sin aburrirse lo más mínimo.

Conscientes de que nos dejaremos casi todo en el tintero, comencemos.

1- OJO GUAREÑA 

Las Merindades son siempre un valor seguro si alguien quiere disfrutar de arte y naturaleza a partes iguales.

Ojo Guareña, con casi 100 kilómetros de recorrido, es uno de los mayores complejos de cuevas del mundo y atesora un importante legado cultural y biológico. Solamente el paisaje que rodea el entorno de Ojo Guareña ya merece por si mismo una visita, con una red de senderos exteriores señalizados.

La visita al complejo incluye la Ermita de San Bernabé y la Cueva del Ayutamiento. Cerca de allí se puede ver el “Ojo del Guareña” un sumidero natural por donde el río se adentra en las profundidades, para excavar durante siglos, las estructuras que veremos en la visita.Para los más intrépidos recomendamos además la visita al “Cueva Palomera”, un recorrido espeleológico por las entrañas de la tierra de duración variable según la opción que se elija.

Información sobre el espacio y los horarios de visita en la Casa del Monumento Natural, teléfono 947 138 614.

2-FRIAS

Llegamos a la ciudad más pequeña de España,  un atractivo núcleo con sabor medieval, cuya silueta queda definida por la forma de su castillo.  Es una de las localidades más bonitas de la provincia burgalesa.

El castillo, desde el que se goza de una inmejorable perspectiva de la ciudad y de casi todo el Valle de Tobalina, fue edificado entre los siglos XII y XV, y en él destaca la original torre del homenaje. También interesantes, el conjunto de casas colgantes, la iglesia de San Vicente, la de San Vitores y los restos de los conventos abandonados de San Francisco y Santa María del Vadillo y su precioso e imponente puente medieval sobre el Ebro.

Muy cerca de Frías se encuentra la localidad de Tobera, que también merece una parada para contemplar las vistas del río molinar descendiendo por las intrincadas laderas sobre las que se asienta el pueblo.
 
3- ORBANEJA DEL CASTILLO

Esta localidad burgalesa, se convierte todos los años en lugar de visita obligada para muchos de los turistas que eligen nuestra provincia como destino en Semana Santa, hasta el punto que ha llegado a tener serios problemas en los accesos, por la gran afluencia de visitantes.

El pueblo conserva uno de los conjuntos de arquitectura popular con mayor encanto de la provincia y del país. Las aguas del arroyo, que brota de la cercana Cueva del Agua, se precipitan en una cascada que le da a la localidad ese aspecto tan fácilmente identificable.
 
 
 
4- CASTROJERIZ 

Si hay algo de lo que podamos presumir en Burgos, es de tener muchos pueblos que aún encierra toda la esencia medieval, y Castrojeriz es uno de ellos.

Su estructura caminera, como localidad que se ha ido configurando poco a podo en los márgenes del trabajo del Camino de Santiago, le da una forma muy peculiar, influenciada también por su castillo del siglo XIV, que campea en lo alto del cerro sobre el que se asienta.

Destaca la Excolegiata de Santa María del Manzano, del siglo XII, La iglesia de Santo Domingo, del siglo XVI, la de San Juan, el convento de Santa Clara, las ruinas del convento de San Francisco, la Casa del Cordón, los restos de la muralla y ,a la entrada del Camino a la villa, las evocadoras ruinas del convento de San Antón.

Si visitas esta localidad, te tocará saludar a decenas de peregrinos que te desearán ¡ Buenos Días y Buen Camino!
 
5- LERMA 

Ya hemos hablado en más ocasiones de esta bonita localidad, pero es que no podemos dejar de recomendarla, porque además que encerrar un patrimonio espectacular, está muy bien comunicada y siempre tiene algún evento programado para sorprender a los visitantes.

Además de tu patrimonio histórico artístico, del que ya hablamos en una anterior entrada, el Jueves Santo no te puedes perder la Representación de la Pasión Viviente, interpretada por los propios vecinos del pueblo.

Si quieres más información de todo lo que ofrece esta villa, ponte en contacto con el CIT de Lerma en el teléfono 947177002.
 
6- COVARRUBIAS

Otra localidad que nunca nos cansaremos de recomendar, porque solo caminar por el trazado de sus calles ya merece la pena la visita.

El Torreón de Fernán Gonzalez, al que ya dedicamos una entrada en nuestro blog, la Excolegiata de San Cosme y San Damian o la curiosa y moderna ermita de San Olav son algunos de los rincones de esta localidad, a orillas del Arlanza, que más te sorprenderán.

Paseando por sus calles te trasladarás a la Edad Media y podrás revivir las andanzas de una princesa noruega en tierras castellanas

Si quieres más información sobre esta localidad puedes ponerte en contacto con el CIT de Covarrubias 947406461.
 
7- PEÑARANDA DE DUERO 

Es una de las villas más bellas de la Provincia de Burgos y quizá menos conocida que otras, con una preciosa Plaza Mayor en la que sobresalen el rollo de justicia, la colegiata de Santa Ana, el palacio de los Duques de Miranda y, al fondo, el castillo.

Conserva su casco medieval, y una de las plazas mayores  más hermosas de España. Con la perspectiva del castillo de fondo, destacan la iglesia parroquial de Santa Ana y el palacio de Avellaneda siglo XVI.

Peñaranda también tiene oficina de turismo y se puede contactar con ella en el 947 552 063

 

Hasta aquí nuestra pequeña selección de localidades y lugares de nuestra provincia para estos días de Semana Santa, conscientes de que si os decidís a visitarnos, también os decidiréis a volver.

Dejar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *